La ley de Ohm es esencial para entender mejor cómo funciona la electricidad. A continuación, te comentamos sus características y te explicamos en qué consiste.

¿Quién creó la Ley de Ohm?

Fue George Simon Ohm en 1827. Su descubrimiento confirmaba la relación entre tensión corriente y resistencia. Gracias a su formulación, se han podido realizar todo tipo de cálculos más fácilmente.

Su fórmula

Se centra en la intensidad de la corriente (I) que recorre un conductor eléctrico. La misma es directamente proporcional a V (diferencia de potencial) e inversamente proporcional a R (resistencia). Es decir, la intensidad:

  • Aumenta cuando se sube el voltaje, pero no la resistencia.
  • Disminuye cuando aumenta la resistencia, pero no el voltaje.

Para expresar este concepto se usan las siguientes fórmulas:

  • La intensidad es igual a la división del voltaje por la resistencia. I= V/R.
  • Los amperios se consiguen al dividir los voltios por los ohmios (resistencia). A=V/Ω
  • El voltaje se consigue multiplicando la corriente por la resistencia. V= E x R.
  • Los voltios al multiplicar amperios por ohmios. V= A x Ω
  • La resistencia es el resultado de la división entre el voltaje y la intensidad. R = V/I.

Su conclusión confirmaba que se necesita un voltio para que cada amperio de corriente pueda recorrer un ohmio de resistencia.

¿De qué está compuesto un circuito?

Como cualquier otra materia, de átomos. Se componen a su vez de partículas diversas como:

  • Los protones (su carga de electricidad es positiva).
  • Los neutrones (con carga neutra).
  • Los electrones (de carga negativa).

Los átomos se unen gracias a la atracción que hay entre el núcleo y los electrones de un átomo en su parte más exterior. Al recibir la tensión, sus componentes se reforman aumentando su capacidad de atracción o diferencia de potencial.

Los electrones que quedan libres se atraen en dirección a los protones para crear una corriente o flujo de electrones. Todo lo que frene el flujo recibe el nombre de resistencia.

¿Cuál es el papel en los circuitos eléctricos de cada uno de sus componentes?

Los amperios (A) miden el caudal de electrones. Los voltios marcan la cantidad de presión que provoca el flujo de electrones. Los ohmios son inhibidores del flujo antes mencionado (se representan con la letra omega, Ω).

¿Cuáles son las ventajas de la aplicación de la Ley de Ohm?

Cualquier técnico puede calcular el tercer valor de la ecuación conociendo solo dos. Conociendo la tensión y la corriente, puede averiguar la resistencia. Esta última no se puede calcular si el circuito está funcionando, de ahí la importancia de la ley. De otra forma, habría que desconectar el circuito, medir la resistencia y volver a ponerlo en funcionamiento.

Si el técnico conociera la tensión y la resistencia, para descubrir la corriente solo tiene que hacer los cálculos arriba descritos. En el caso de querer averiguar la tensión, debe multiplicar las mitades de los otros dos factores.

multímetro

Algunos ejemplos prácticos

A continuación, te proponemos tres ejemplos para que entiendas, fácilmente, cómo se aplica la fórmula.

Primer caso

Tienes un circuito con los siguientes datos:

  • E= 18 vatios.
  • R= 6 Ω

¿Cuál es la I? Dividimos la tensión por la resistencia y obtenemos un resultado de 3 A. Se aplica la fórmula I= E/R.

Segundo caso

En un segundo ejemplo tienes un circuito con E= 28 V e I= 4A. Se dividen ambos elementos para obtener una resistencia de 7 Ω . La fórmula sería, R= E/I.

Tercer caso

Finalizamos los ejemplos con un tercer caso. En este circuito: R= 9 Ω e I = 6 A, el valor de la E sería el resultado de multiplicar ambos elementos, en este caso 54 V. La fórmula aplicada es: E= R x I.

¿Para qué sirven las fórmulas anteriores en la Ley de Ohm?

Básicamente, para comprobar los valores estáticos de las piezas del circuito. Te ayudan a conocer cuál es el nivel de corriente especificando caídas de tensión o alteraciones en los suministros. De tener un circuito en el que la corriente es demasiado alta, puede deberse a:

  • La disminución de la resistencia.
  • El aumento de la tensión derivado de una alteración del suministro o del circuito.
  • Si el circuito es CC (de corriente continua) y baja la tensión, puede deberse al aumento de la resistencia o a una tensión insuficiente. Habría que revisar las conexiones o los posibles daños.

En lo anterior influyen las cargas de cualquier aparato eléctrico. Generalmente, es habitual que incluyan un adhesivo que explique su tensión y la corriente con la que funcionan. Al usarse un multímetro para realizar la medición, no siempre se detecta el error. Sin duda, la ley que venimos explicándote, ayuda a ubicar el problema y a solucionarlo más fácilmente.

Esperamos haberte explicado claramente la ley de Ohm, seguro que ahora entiendes mejor sus virtudes. Su uso recurrente por los profesionales del sector confirma su indudable validez.

*/MENÚ MOBILE*/